Letur


 

La población de Letur se encuentra al suroeste de la provincia de Albacete y limita con:
• Norte: Con Elche de la Sierra.
• Sur: Con Murcia.
• Este: Con Férez y Socovos.
• Oeste: Con Yeste y Nerpio.

Situada al sur del cauce del río Segura, al que se une mediante el arroyo de su mismo nombre, la villa de Letur era considerada ya en el siglo XVI como “alegre y de mucha agua y frescuras”.

El paseo por sus calles, la contemplación de sus numerosas fuentes, o la visita a sus alrededores, permiten comprobar que ahora, casi 5 siglos más tarde, la población conserva esas mismas características.

  • Su Historia

    Letur fue poblada por el hombre desde muy antiguo, así se pone de manifiesto en los restos pictóricos rupestres de estilo levantino de época Neolítica, y en los innumerables yacimientos arqueológicos – la mayoría sin catalogar- sobretodo íberos (ligures, oretanos, bastetanos, deitanos,carpetanos, turtetanos).
    Fue colonizada por los cartagineses, y en el siglo III antes de Cristo, sufre la romanización y la fortificación del peñón donde se encuentra situada hasta el siglo IV después de Cristo en que los Visigodos invaden esta tierra.
    Restos de su cultura se encuentran en Gutta, que corresponde actualmente al municipio de Villares y por entonces pertenecía a Letur.
    La invasión musulmana marca el inicio del periodo histórico más documentado, asentando sus raíces en el siglo IX y consolidándose en el siglo X.
    En plena dominación árabe durante el siglo XII, se levantó elcastillo de Letur.
    Los territorios que hoy configuran el municipio pasaran por diferentes señoríos musulmanes, desde la Cora de Todmir hasta el Reino de Taifas de Murcia.
    La Reconquista Cristiana es indeterminada, entre 1.235 y 1.242 en que Letur pasa a pertenecer, junto a otras villas y emplazamientos, a la Orden de Santiago.
    Fueron famosas sus alfombras de esparto, cáñamo y lana en toda Castilla, artesanía que, lamentablemente, se ha perdido en la actualidad.
    Posteriormente, parte de los territorios que pertenecían a la demarcación de Segura de la Sierra se dividieron en “encomiendas” (lugar, territorio y rentas que se concedían a algunos caballeros de la ordenes militares), pasando Letur a depender de la vecina población de Socovos dentro de la Orden de Santiago.

    La paz estuvo ausente por las divisiones internas en la Orden y la Encomienda, entre caballeros cristianos, nobles, feudales, mudéjares y moriscos, por ser esta zona fronteriza con el reino de Murcia, Granada y Castilla.
    De la Orden de Santiago dependió hasta mediados del siglo XIX, en el que se eliminó su jurisdicción. Esto no supuso una gran mejoría en el estilo de vida de la población, ya que se mantuvieron las escrituras feudales y señoriales. Todo ello provocó a finales del siglo pasado, la sucesión de revueltas populares.

  • Su Visita y Alrededores

    La villa se asienta sobre un peñón rocoso, una elevación del terreno, no obstante la población se asentó también fuera de estos límites naturales formando los barrios de la Era del Rosal San Antón y Las Eras.
    Todo el casco antiguo conserva un trazado Árabe-medieval formado por calles estrechas con tramos que cambian de dirección continuamente y que convergen finalmente por una calle principal, dando la vuelta al casco antiguo para desembocar en la plaza.
    El sabor morisco de su casco urbano ha favorecido su declaración como Monumento Histórico Artístico, constituyendo el conjunto musulmán más importante y mejor conservado de la provincia de Albacete. Se trata de una laberíntica red viaria necesariamente peatonal.
    Los edificios son generalmente de dos o tres plantas. En sus fachadas destacan los arcos de piedra de los accesos, que a veces forman los famosos “portalicos” ya que dentro de algunos arcos existían portales semi-interiores que hacían de colectores a varias viviendas que los compartían.
    El plano de Letur presenta un diseño compacto. Todas las calles y callejuelas se concentran en torno a la Plaza Mayor, centro histórico en el que se levanta el edificio más emblemático de la localidad, la Iglesia de Sta. María de la Asunción del siglo XVI. Su estilo general es Gótico aunque su portada es Renacentista. Es un templo de una sola nave dividida en tres tramos, reforzada exteriormente por contrafuertes de sección rectangular con un escalón intermedio. Existen cuatro capillas laterales y la del baptisterio con pila bautismal del siglo XVI (Renacentista).

    Junto a la Iglesia se encuentra el Ayuntamiento, construido en el siglo XVI.
    No lejos de allí, encontramos en una de las calles pinturas medievales, únicas en la provincia de Albacete.
    NO SE PUEDEN VISITAR.
    El paseo reposado por las calles de Letur, como la calle del Arco, la de los Cárabos, la del Atún, o la del Albayacín, permiten disfrutar de un sin fin de arcos y portalillos de singular belleza.
    Destacamos el Arco de piedra de las Moreras, monumento natural y el Arco de la Puerta del Sol, antigua entrada a la villa que data del siglo XII.
    Dada su situación en lo alto, Letur posee magníficos miradores como son el Mirador de la molatica, el de losMolinos, el de la calle San Sebastián, el de la calle Llanico Perales y el de la Artezuela.

  • Zona descargas

  • Videos

Localización

¿Como llegar?

mira todo lo que tienes cerca de aquí

¿Qué estás buscando?