El Cerro del Padrastro


La silueta del Padrastro domina, con sus 1.503 metros de altura, el caserío de Bogarra. Se trata de uno de los picos más prominentes de la Sierra, al encontrarse justo a la entrada de la misma, de modo que no hay ninguna altura superior en la mayor parte de su perímetro, salvo al este y sureste. Por este motivo, las vistas son de las más espectaculares de la Sierra del Segura, pudiéndose observar desde su cima, en días despejados, el corredor de Almansa y Hellín, la Cuerda de las Almenaras, los Calares del Mundo y la Sima, las sierras de Caravaca y Moratalla, en Murcia, e incluso la Sagra granadina.

Sus caras este y sur, las que dan al pueblo, son muy inaccesibles, con canteros verticales de en torno a los 100 metros. Existe una camino de herradura en buen estado que es la ruta tradicional de subida a su cima. Parte de la calle Puentechica, en la zona baja del pueblo, desde donde deberemos seguir el curso del río Bogarra, aguas arriba y cambiándonos a su margen derecho en el puente que nos conecta con las casas del otro lado y el sendero de gran recorrido GR67. A los 300 metros, veremos el antiguo camino que sube a nuestra izquierda. Tras dos kilómetros de subida, encontraremos la pista forestal que remonta hasta la cima en cuatro kilómetros más, y que solamente abandonaremos al final a la derecha, para conectar con otra pista forestal en las ruinas del Cortijo del Padrastro.

La otra manera de subir es a través del camino que va del cementerio de Bogarra a La Vegallera, que seguiremos durante 9,5 kilómetros para continuar por nuestra izquierda otros 7,5 kilómetros. Esta opción solo se recomienda para vehículos todoterreno, especialmente en el último tercio del recorrido. Los últimos 1.200 metros de ascensión solo se pueden hacer a pie, ya que una barrera impide el paso a vehículos distintos de los de los servicios de vigilancia contra incendios forestales.

Localización

¿Como llegar?

mira todo lo que tienes cerca de aquí

¿Qué estás buscando?