Importante presencia de la mujer en el Turismo Rural

portada-noticia

Es miércoles, 8 de marzo, y el mundo entero conmemora el Día Internacional de la Mujer. Una efeméride a la que nos hemos querido sumar desde la Asociación de Turismo Rural Sierra del Segura mostrándoles las historias de algunas de nuestras asociadas. Mujeres que llevan décadas al ‘pie del cañón’, jóvenes emprendedoras, licenciadas universitarias o aquellas que tuvieron que formarse en la Universidad de la vida en tiempos más ‘duros’. Están al frente de casas rurales, de oficinas de turismo, de restaurantes, de instalaciones como camping o de proyectos innovadores. Algunas de ellas han obtenido ya premios que entrega la Junta de Comunidades o la Asociación de Mujeres Empresarias de la Provincia de Albacete y a todas ellas queremos rendir hoy nuestro particular homenaje a través de varias entradas en este blog que les constarán historias de emprendimiento, de superación y de trabajo diario por contribuir a mantener población y la economía en nuestra comarca. No están todas las que son y queremos hacer extensivo este homenaje a todas las mujeres de la comarca que son parte importante del alma de la Sierra del Segura.

soraya

Soraya Álvarez
El Caballo de Bronce
“Si detectas qué puede faltar y decides emprender te puedes quedar a vivir en tu pueblo”

Con menos de 30 años de edad, Soraya Álvarez es todo un ejemplo de trabajo y emprendimiento. Es propietaria de El Caballo de Bronce, en Riópar, donde entrena a niños para que puedan participar en competiciones a caballo, además de organizar actividades de turismo activo, como rutas a caballo. Además, es jinete profesional y todavía saca tiempo para ejercer como concejal del PSOE en su localidad y trabajar “para ayudar en lo que pueda a mi pueblo”, desde sus responsabilidades en Cultura y Deportes.
Lleva desde los 14 años compitiendo como jinete y ha tenido la suerte de hacer de su pasión por los caballos su profesión y su forma de vida.  Desde hace cinco años tiene la empresa El Caballo de Bronce, de la que destaca con ilusión que “no deja de crecer”. Reconoce que “no es fácil” para la gente joven quedarse a vivir y trabajar en su pueblo pero subraya que “si detectas qué puede faltar y decides emprender, es posible”. De hecho, señala cómo su pareja no tenía trabajo aquí y analizaron que no había tienda de informática y copistería y apostaron por ello.
“Es echarle ganas y no tener miedo a emprender proyectos”, destaca Soraya Álvarez.

loli-alarcon

Loli García Alarcón
Asociación de Turismo Rural Sierra del Segura, Elche de la Sierra
“El turismo rural es el sector que está dando ahora más trabajo”
La Asociación de Turismo Rural Sierra del Segura no se entendería si la gran labor que realiza cada día Loli García Alarcón. Natural de Elche de la Sierra, trabajaba ya hace años con la asociación de Turismo y Artesanía Comarcal, aunque un cáncer de mama hizo que tuviera que estar tiempo de baja y con la crisis económica las subvenciones para contratar personal se acabaron. Eso sí, los socios eran conscientes de su necesaria labor y le animaron a emprender para poder seguir trabajando en este sector, ahora como autónoma.
Destaca que tiene la suerte de poder vivir y trabajar en su tierra, realizando proyectos que le encantan y que, además, cuando el tiempo se lo permite puede recorrer estos parajes en moto para aunar así su labor profesional con el disfrute de uno de los rincones más atractivos de la provincia. Puede combinar el trabajo desde casa y la oficina, que también es un lujo en la actualidad.
Considera que el sector turístico “es ahora el que más trabajo está dando en la comarca”, habiendo superado en ese sentido al tradicional de la agricultura, y cree que de no ser por él habría más despoblación, aunque advierte que poder hacer de este sector una profesión “no es fácil, se necesitan muchos esfuerzos”. Apunta que hay diferencia entre verlo como un segundo ingreso o hacer de él tu modo de vida y subraya la importancia de apostar por la profesionalización del sector.
montse

Montse Tauste Serrano

Propietaria de una casa rural en Molinicos

“Hay que saber apostar por los negocios que hacen falta”

A Montse Tauste no le falta el trabajo ni en cantidad ni en variedad. Cuenta con una casa rural en Molinicos, desde hace algo más de una década, cuando decidió arreglar la vivienda que tenía y que era vieja, para transformarla en una atractiva casa rural de 11 plazas.

Pero este no es el único sector al que se dedica Montse, que forma parte de la junta directiva de la Asociación de Mujeres Empresarias de la Sierra del Segura, ya que tiene una peluquería, un supermercado y hasta el tanatorio del municipio.

Madre de una niña de cinco años destaca con una sonrisa que está encantada con todo lo que hace. Su trabajo le valió un premio a la Mujer Empresaria en 2009, entregado por Amepap, la Asociación de Mujeres Empresarias de la Provincia de Albacete.

marisol

Marisol García

Casas Rurales de Vicorto, Elche de la Sierra

“Procuro estar al día en las nuevas tecnologías, son muy importantes”

Aunque es natural de Murcia, son muchos los años -27- que Marisol García lleva viviendo en Elche de la Sierra, en cuya aldea de Vicorto decidió emprender un negocio de casas rurales en el que empezó con tres casas y está cerca de abrir la quinta. Sus casas son de 3 espigas y tienen la Q de calidad.

Titulada en Administración de Empresas, siempre había estado trabajando en otros sectores, pero al ser madre y tener más dificultad para encontrar un puesto de trabajo decidió emprender. Hizo un estudio de mercado para ver qué tipo de establecimiento no había y eso hizo. Apostó por el autoempleo y sigue ilusionada con su reto como el primer día. Además, es consciente de que hay que “reciclarse” constantemente y hace una gran apuesta por las nuevas tecnologías, siempre a la vanguardia en este sentido. Su trabajo y su vida en Elche de la Sierra le permiten también practicar una de sus grandes aficiones, el senderismo.

Recibe a viajeros desde muchos lugares aunque, como en casi toda la comarca, ‘mandan’ los de la zona del Levante y parte de Andalucía. Aquí encuentran confort y calidad.

silvia-alvarez

Silvia Álvarez

Agroturismo La Artezuela, Letur

“Nos atrajo la idea del agroturismo”

Silvia Álvarez es gerente de Agroturismo la Artezuela, en Letur, un proyecto diferente encuadrado dentro del turismo rural. En su complejo ofrecen habitaciones y casas rurales pero cuentan también con un restaurante, que centra ahora gran parte de su actividad.

Destaca que la zona del restaurante “funciona muy bien” y no es para menos porque todo está cuidado con la máxima de promocionar los productos de la tierra. “Así conseguimos que la gente sepa a dónde vienen ellos y qué productos hacemos aquí”. Vino de la  zona, de la bodea de Ferez o verduras de su propio huerto y hasta la leche ecológica producen aquí. La leche la suministran a El Cantero de Letur.

Además, el cliente puede participar en las actividades diarias de la granja e incluso ofrecen la posibilidad, si hay grupo interesado, de hacer talleres de ordeño o elaboración de queso. Destaca que se sintieron atraídos hace ya años por el agroturismo, que explotan con éxito en la comerca de la Sierra del Segura.

lola-canar

María Dolores Corredor

Restaurante El Cañar, Socovos

“Empecé aquí trabajando y casi sin darme cuenta lo estaba llevando todo”

María Dolores Corredor, Lola, lleva cerca de cuatro años al frente del Restaurante El Cañar de Socovos, ubicado en una aldea turística con camping y casas rurales, que ella gestiona. Su padre y su familia son de Socovos, así que el destino la trajo hasta aquí tras vivir en Albacete durante años.

Había trabajado en la hostelería, así que decidió empezar una nueva etapa en El Cañar y recuerda que “sin darme casi cuenta estaba llevando yo todo”.

Normalmente están ella y otra chica pero en temporada alta tiene hasta cinco y seis personas contratadas. Destaca que el camping va por la tercera ampliación y que “es de gente muy fija, la ocupación normal suele ser del 80% de clientes fijos”. Subraya la importancia del sector para la economía de esta comarca.

cecillia

Cecillia Vermeer

Girasol Ecoencuentros, Letur

“Estamos encantados de vivir y trabajar en la Sierra del Segura”

Cecill y su marido son dos ingenieros agrónomos naturales de Holanda a los que una amiga argentina les ‘presentó’ la Sierra del Segura, donde viven “encantados” junto con sus tres hijos desde el año 2010. Curiosa historia que trajo a estos dos cooperantes que habían pasado años en Nicaragua hasta Letur, a través de una amiga argentina que se afincó también aquí. Tras 15 años en Nicaragua acabaron su etapa como cooperantes y decidieron volver a Holanda, con la idea de dedicarse a la agricultura ecológica. Su amiga les habló de Letur y hasta aquí que se vinieron. Empezaron con la vaquería que ahora gestionan para El Cantero de Letur, mientras que Cecill está al frente de Girasol Eco Encuentros, donde organiza actividades de educación ambiental y turismo activo.

No dejan de apostar por nuevos proyectos y junto con la amiga que les trajo hasta esta comarca de la sierra albaceteña, trabajan ahora en un proyecto para ofrecer aquí un taller de telares.

Confía en “poder seguir viviendo aquí, donde estamos encantados de poder trabajar en lo que nos gusta”.

mary-luna

Mari López

Restaurante La Luna, Férez

“Cuando dejé de ser bombera forestal decidía transformar un antiguo bar en una Taberna Restaurante”

Diplomada en Trabajo Social en Cuenca, estuvo como cooperante en El Salvador y después se fue a Granada a hacer Antropología Social, donde compaginaba sus estudios con trabajos en cocinas de restaurantes. A los 26 años decidió volver a la Sierra, donde le encanta vivir. Trabajó en varias áreas, como de bombera forestal, hasta 2013, cuando le despidieron de manera improcedente por una lesión cervical. Entonces decidió emprender en el negocio de la hostelería en su pueblo.

Transformó un antiguo bar en una Taberna Resturante donde también ha apostado por hacer exposiciones de fotografía o eventos sociales y culturales, mientras se ofrecen tapas y raciones caseras de la comarca pero también internacionales. Destaca que quiso “crear un negocio que muestre nuestro entorno y calidad de nuestros productos y se adapte tanto a las personas autóctonas como a los visitantes, un lugar donde las personas de paso conocieran la Sierra y sus platos pero que al mismo tiempo las personas de aquí pudieran disfrutar de otras cosas que normalmente no encuentras en otros locales”.

De este sector, considera que el turismo rural no supone lo mismo a nivel social y económico para todos los pueblos de la comarca por igual y por lo tanto no todas las empresas se benefician del mismo modo a nivel comarcal.

Preocupada por innovar, apunta que ahora va a ofrecer cattering para casas rurales “ya que los turistas suelen quedarse en las casas que alquilan a comer y cenar y así pueden degustar las mejores comidas caseras nacionales e internacionales sin moverse de las casas rurales  de gran calidad que se ofrecen en Férez y su entorno”.

Conoce más historias en:

La importante presencia de la mujer en el turismo rural de la Sierra del Segura

 

¿Qué estás buscando?